“Un verano en pantalones”, el clásico poco valorado de inicios del 2000. Merece un lugar en el podio

Si hablamos de esos clásicos que son para ver una y otra vez, y que sobre todo nos transportan a esos días de infancia, hay muchos nombres que vienen a la memoria de inmediato. De películas como “Ni idea”, pasando por “10 cosas que odio de ti” y hasta “Chicas pesadas” marcaron nuestra adolescencia. Pero, hoy no queremos dejar fuera una de ellas que ha quedado bajo el tapete y que merece ser recordada: hablamos de “Un verano en pantalones”. 

La cinta de 2005 marcó a muchos jóvenes de esa época, pues como decíamos, se trata de esas producciones que cautivan al ser sencillas de ver pero que, también, tienen esa cuota de romance y drama que a todos nos encanta.

Warner Bros.

En inglés llamada “The Sisterhood of the Traveling Pants”, llegó primero en formato de libro escrito por Ann Brashares, que para el año 2000 desbordó las listas de ventas en Estados Unidos. Por eso, unos años más tarde el director Ken Kwapis decide llevar este este éxito al cine.

America Ferrera, Amber Tamblyn, Alexis Bledel y Blake Lively, componen el grupo de cuatro amigas con personalidades muy distintas pero que viven unidas bajo un vínculo muy intenso. Luego de que un día salen de compras a una tienda de segunda mano, encuentran unos pantalones de mezclilla que por casualidad les queda bien a todas, independiente de sus tallas.

Warner Bros.

Con ese extraño suceso, deciden llevar el pantalón y una vez que el verano las separe, cada una lo tendrá por una semana y lo enviará a la siguiente para que lo use. El pantalón supuestamente les “trae suerte” o más bien las empuja a vivir aquello que el destino tenía preparado para cada una. 

Son historias de amor para personajes como Blake Lively (Gossip Girl) y Alexis Bledel (Las chicas Gilmore), y las otras dos protagonistas viven situaciones que involucran la relación con sus padres, el autoestima y la enfermedad de un personaje secundario que pega muy fuerte a una de ellas. 

Warner Bros.

Propuesta como una película para adolescentes, lo cierto es que sorprendió a más de alguno con su trama, pues más allá de las clásicas chicas de la época con pantalones de tiro bajo y problemas de amor, esta cuenta con cuatro historias totalmente divididas y que tienen como eje central temas bastante profundos como el valor de la amistad, enfermedades, revelaciones y el autodescubrimiento.

Según el análisis de medios especializados como Rotten Tomatoes, la cinta es “una adaptación de una querida novela que cautiva c0n su alentadora historia de amistad y madurez. Unos retratos realistas de la vida de unas adolescentes prestan sinceridad a la comedia-drama, que puede llegar a capturar corazones más allá de la población femenina”. Además en la crítica general, recibió buenos comentarios, con una puntuación de 7/10 en IMDb.

Warner Bros.

De seguro, si eres de esos que viste “Un verano en pantalones” ya te dieron ganas de volver a revivir la cinta, y es que logra un componente que quizás obras como “Un amor para recordar” congenian a la perfección: drama, sensibilidad y madurez a partes iguales. 

¡Qué “Chicas pesadas” si tenemos Un verano en pantalones!