Jon Bon Jovi sorprendió con su tonificado físico. Se tomó un descanso de sus giras y obras benéficas

Si comparamos sus momentos de juventud y estrellato hace ya varias décadas atrás, no son tantos los cantantes de la década de los 80s que hoy aun se mantienen activos y vigentes. Muchos de ellos están retirados, viviendo de los royaltys de sus éxitos del pasado o dando pequeños pero lucrativos conciertos privados. Son solo unos pocos los que aun son capaces de llamar a la banda subirse a un escenario y encantar a miles de personas como lo hicieron tantas veces en el pasado. 

AP

Quien mejor representa no solo la vigencia, sino que también la capacidad para reinventarse y entrar al nuevo milenio de la mejor manera posible, sin dudas que es Jon Bon Jovi. Es cierto que su banda y sus canciones ya no tienen el éxito que tuvieron en su máximo apogeo (y eso es solo porque en los 80s era el rey del mundo), pero Jon y sus compañeros aun son capaces de liderar festivales y conquistar los corazones de miles de sus fanáticos. Especialmente si el escenario está situado en su querida New Jersey, Jon tendrá su público esperándolo. 

TheImageDirect.com

Ahora que las restricciones de la cuarentena comienzan a levantarse en Estados Unidos, Jon se prepara para salir a una nueva gira. Los medios lo captaron trotando por un parque cercano.

@jonbonjovi

Todos se sorprendieron por el tonificado físico que la estrella de 58 años aun mantiene. Se nota que hace muchísimo trabajo para mantenerse a tono y no dejar que el tiempo y la edad sean un impedimento para que siga conquistando escenarios.

@jonbonjovi

Junto a su imperecedera popularidad, Jon también ha dado de que hablar en los últimos meses debido a sus obras benéficas. Sus “Soul Kitchen” son proyectos conocidos por todo Estados Unidos: cualquier persona que no tenga los recursos para procurarse un plato de comida, puede acudir a ellos y recibir uno sin costo. 

TheImageDirect.com

Si tienen suerte, puede que sea el mismísimo Jon quien se los haya preparado y sirva. Así es, Jon no es como el resto de las celebridades que se contentan con invertir su dinero y dejar que otros hagan la caridad en su nombre: Jon se ensuciará las manos y dedicara su esfuerzo a su obra benéfica. 

Quizás por esto es que sigue siendo tan popular hoy en día. Jon no es alguien que delegue tareas y escape del trabajo duro. Para él, todo en la vida debe ser aproximado con la misma energía que cuando toma el micrófono para cantar “Livin’ on a Prayer”.