fbpx

Jon Bon Jovi está lavando platos en su restaurant de beneficencia por el coronavirus. Hace su aporte

Dicen que en las épocas de crisis es donde más se conocen a las personas, pues mientras más se agudiza la situación de pandemia generada por el COVID-19, más cariño le tomo a Jon Bon Jovi.

La estrella de rock (junto a su esposa Dorothea) tiene hasta 3 restaurantes donde regalan comida a pobres y hambrientos, cualquiera pensaría y entendería que se viera obligado a cerrar sus puertas. No obstante, como si no fuera suficiente la labor que hacen, el vocalista se rehusó a resguardarse y quiere seguir ayudando. Fue captado en la parte trasera de uno de sus locales en New Jersey lavando los platos:

View this post on Instagram

If you can’t do what you do… do what you can!

A post shared by Soul Kitchen (@jbjsoulkitchen) on

«Si no puedes hacer lo que haces … ¡haz lo que puedas!», dice la imagen que fue compartida a través de la cuenta Instagram de su ya franquicia JBL Soul Kitchen. Desde la ignorancia, imaginamos que todo el personal no estará a disposición en medio de la crisis que atraviesa el planeta, así que el intérprete de «It’s my life» decidió no llamar a nadie y encargarse el mismo de la situación.

Recordemos que estos restaurantes no cobran por comidas, es un proyecto de la Fundación Jon Bon Jovi Soul que se enfoca en atender clientes necesitados. No tienen precios, solamente piden donaciones sugeridas para costearle los alimentos a aquellos que no tienen para pagar.

También está disponible la opción de que los comensales ‘paguen’ su comida trabajando en el recinto, sólo que (por prevención del coronavirus) esa posibilidad quedó descartada momentáneamente. El coronavirus los ha limitado, y actualmente solo están haciendo pedidos para los necesitados, no para clientes comunes.

Instagram: @jbjsoulkitchen

«Si usted o su familia están luchando por la comida, somos un recurso para usted» detalló también la cuenta oficial.

La franquicia ya ha proporcionado 100.000 comidas en la última década, cifra que no hará más que ampliarse con la nueva sede recién inaugurada, la cual estará en un campus universitario y permitirá a los estudiantes pagar sus comidas con dinero o mediante trabajo voluntario.

Cada quien puede hacer lo que desee con su dinero y su tiempo, pero da mucho gusto cuando alguien que no tiene la necesidad decide ayudar sin intereses de por medio. Eres gran artista, pero mejor persona Jon.