fbpx

Dicen expertos: Niños deben ayudar en casa antes de los 8 años. La responsabilidad parte en el hogar

La crianza… eso tan complejo que no viene con un manual de instrucciones y que casi todo el mundo nos critica. Al fin y al cabo no nos importa, con que veamos a nuestros pequeños crecer y ser personas de bien nos reconforta, pero hay ciertos detalles que nos muestran un poco la falencias que hemos tenido o si hemos cumplido como padres.

No hay nada mejor visto que inviten a un hijo o hija a otra casa, y al terminar de comer se levante rápidamente a lavar su plato y si es posible el de los demás, es un gesto de educación, de valores inculcados y hasta de agradecimiento cuando te proveen alimentos.

Pixabay

Ejemplos hay muchos, pero mejor que lo diga una experta como la doctora del Centro de Salud de Squirrel Hill en Pennsylvania (Estados Unidos) Deborah Gilboa, quien señala que nos hemos enfocado todo este tiempo mandando a nuestros hijos a hacer la tarea de la escuela, y que se despreocupen por la de la casa.

Un estudio de la compañía Braun Research ha respaldado las palabras de la especialista, indicado que el 82% de los padres encuestados se encargaban de las labores de limpieza de los niños, y sólo 18% les imponía una tarea.

Shutterstock

Lo que solemos creer es un ‘bien’ que les estamos haciendo termina siendo muy perjudicial, ya que al momento de enfrentar el día a día se ven sin armas para defenderse. Les toca abandonar el nido y no tienen los conocimientos para dominar los fáciles y básicos quehaceres del hogar.

Gilboa proporcionó una guia en una entrevista a Today de como inculcarles responsabilidad desde temprano edad. Ella cree que debemos ponerles obligación desde los 3-5 años para que aprendan.

Shutterstock

Hay que partir de a poco, ella dice que pueden al menos empezar sosteniendo el recogedor mientras tu barres, ya cerca de los 5 le puedes pedir tareas de organización y clasificación. Que ellos mismos recojan sus juguetes. 

A los 6 y 8 años ya serán capaces de hacer tareas más complejas como sacar la basura, lavar los trastes o cuidar mascotas, se vuelve un niño bien encaminado. Entre 9 y 11, ya podrá hasta lavar la ropa.

Thinkstock

A los 12 podrá hacer de todo, así que lo tendrás preparado para que visite otras cosas y para los 18 cuando le toque dejar el nido, con una vida de educación, difícilmente pierda las buenas costumbres.

La educación de la escuela es clave, pero todo parte en casa.