Cerdita fue rescata y ahora se dedica a recoger flores para su nuevo hogar. Vivió mucho maltrato

A pesar de que creemos que solo los humanos nos preocupamos de que el lugar donde vivamos sea de nuestro gusto y bien decorado, al parecer a animales como los cerdos también les preocupa pues hay evidencia real de una puerquita que le encantan adornar su casa con flores. 

Lotus es la cerdita que, tras ser rescatada de una vida terrible en la que el maltrato y el peligro de muerte la acechaban día a día, ella tuvo la oportunidad de salir de ahí y hoy ya vive en un lugar donde sus dueños solo le entregan amor.

The Dodo

Resulta que se supo de este caso gracias a una asociación llamada “Awakening Respect and Compassion for all sentient beings“, donde se enteraron que la cerdita era utilizada como carnada para entrenar a perros de caza, lo que por supuesto, se considera una forma de maltrato.

Con el fin de evitar que su vida terminara de la peor forma, la asociación se propuso su rescate y lograron darle el hogar y vida que merecía. Ahora su vida es completamente diferente y hasta recoge flores para adornar su nuevo sitio. 

The Dodo

La historia de Lotus se compartió en The Dodo, portal dedicado a difundir historias de animales, y de inmediato se volvió viral por la ternura que a muchos le provocaba las acciones de la cerdita para hacer de su casa un templo hermoso.

Sus cuidadores relataron a The Dodo que comenzaron a encontrar plantas y objetos extraños dentro de su casita, pero no entendían a qué se debía. Pronto pudieron encontrar a la puerquita escogiendo selectivamente ramas, flores y otros objetos que luego metía a la casa, aunque en realidad no los necesitara.

Asimismo, suele llevar objetos decorativos al patio en el que le gusta recostarse a descansar durante las tardes. Sus cuidadores dicen que quizá se deba a que le gusta el olor de las cosas que lleva, o bien, porque ahuyentan a los insectos. Lo cierto es que otros cerdos han decidido seguirle el paso y ahora también recolectan todo tipo de flores.

A pesar de que quizás nunca sabremos la razón real, lo que si podemos asegurar es que Lotus ahora es realmente feliz. 

¡Una nueva oportunidad para ella!