fbpx

Carlsberg crea la primera botella de cerveza hecha con papel. Ahora sí podrás beber con consciencia

Ah, la cerveza. Aquel brebaje espumoso y denso, que ha hecho disfrutar a la humanidad desde tiempos ancestrales, nos sigue acompañando impasiblemente, lo llevamos a todos lados y lo consumimos con infinita pasión —sobre todo en los días calurosos—.

Quizá  la cerveza no sea demasiado beneficiosa para nuestra salud, pero la cervecera danesa Carlsberg quiere demostrar que sí puede ser mejor para el medio ambiente: están desarrollando la primera botella de cerveza hecha con papel.

Carlsberg

Los dos prototipos tienen la misma construcción por fuera, a base de fibra sustentable de madera; por dentro, uno de los modelos tiene una lámina muy fina de plástico PET y el otro una lámina de PEF, un plástico 100% biodegradable y proveniente de fuentes naturales.

Esta iniciativa se da en el proyecto que tiene Carlsberg de lograr un 0% de emisiones de carbono en sus cervecerías para 2030. Si bien falta trecho por recorrer, según Myriam Shingleton, vicepresidente de Desarrollo de la compañía, los prototipos de «botella verde» son un gran avance.

«Ambos prototipos son un paso importante hacia el cumplimiento de nuestra gran ambición de traer esta novedad al mercado. La innovación toma tiempo y seguiremos colaborando con expertos para seguir superando las dificultades técnicas que nos quedan».

Myriam Shingleton, VP de Desarrollo de Carlsberg en comunicado de prensa

Shingleton además comentó que el papel era una mejor opción que el aluminio o el vidrio, ya que es de fuente sustentable y tiene un impacto pequeño en los procesos productivos.

Carlsberg

Esta no es la primera iniciativa libre de plástico de Carlsberg: el año pasado, eliminaron los anillos de plástico para sus six pack de latas y, en vez, las unieron con un poco de pegamento.