Cabra fue rescatada tras quedar atrapada en una tubería. Se escapó de la lluvia porque tenía miedo

Cuando hay temporales y frentes de mal tiempo no solo se ven afectadas las personas que viven en aquellas zonas, sino que también la fauna silvestre que cohabita con aquellas villas residenciales y carreteras.

Es por eso que las organizaciones de rescate animal trabajan arduamente cuando las lluvias inundan distintas zonas como bosques y áreas silvestres, para que así ningún animal vea su vida puesta en peligro por los embates de la madre naturaleza.

Pixabay

Algo como eso ocurrió en Phoenix, Estados Unidos, en donde una cabra fue rescatada desde una tubería de riego. Según información de Daily Paws, el animal quedó atrapado cuando comenzó la tormenta.

La cabra habría escapado de su corral en donde vivía junto a su rebaño cuando comenzaron a caer las primeras gotas. Daniella Calderon explicó a NBC que se despertó con gritos que provenían de unas de las tuberías.

Equipo de Despacho de Campo de la Sociedad Protectora de Animales de Arizona (AHS)

Al comienzo pensó que se trataba de un bebé, pero al acercarse se dio cuenta que se trataba de una cabra que había escapado hacia ese lugar en medio de la tormenta que azotó a Phoenix.

La tubería tenía una longitud de 76 metros de largo y es utilizada para el riego. Sin embargo, era muy peligroso que la cabra se encontrara allí ya que como se trata de una zona de Estados Unidos en la que hay muchas lluvias durante el verano, podía volver a inundarse y el animal podía ahogarse.

Los encargados del rescate fue el Equipo de Despacho de Campo de la Sociedad Protectora de Animales de Arizona (AHS) quienes tuvieron que realizar una ardua tarea de rescate para poder identificar en qué zona específica de la tubería estaba atrapada la cabra.

Equipo de Despacho de Campo de la Sociedad Protectora de Animales de Arizona (AHS)

Según un comunicado que emitió la organización utilizaron una cámara subterránea para poder buscar al animal. Gracie Watts, una de las técnicas encargadas del rescate explicó que “simplemente fuimos con fe donde pensábamos que estaba“.

El equipo de rescatistas escuchaba los ruidos de la cabra mientras cavaban. Luego de tres horas intentando descubrir dónde estaba y luego de cavar en una de las zonas de la tubería la pudieron divisar: estaba a solo metro y medio de donde habían hecho el agujero.

Equipo de Despacho de Campo de la Sociedad Protectora de Animales de Arizona (AHS)

Los rescatistas comenzaron a cavar una salida hasta que lograron que la pequeña cabra pudiera salir sana y salva. Otro de los técnicos de la organización, llamado Andy Gallo, dijo que a pesar de que pensaron que no lo lograrían “nunca íbamos a renunciar (…) Se habría ahogado allí abajo si lo hubiéramos dejado“.