fbpx

Anciano donó los ahorros de su vida para abrir una escuela en su pueblo. Quería ayudar a los niños

Un centro de educación infantil en en pueblo de Piornal, en España fue inaugurada hace unos días y su nombre no rinde tributo a un deportista importante, ni una figura loca, ni un ex alcalde. La escuela “Jesús y Sabina” es por Jesús Vicente Díaz, un hombre de 87 años que fue reconocido por un noble gesto, y su esposa que murió hace casi cuatro años.

Cuando la mujer falleció, el hombre empezó a pensar en la posibilidad de hacer algo con 80.000 euros(aproximadamente 90 mil dólares) que el matrimonio había ahorrado. En ese momento, decidió que sería buena idea donarlos a su pueblo.

Facebook/Ayuntamiento de Piornal

“En el Ayuntamiento me comentaron la posibilidad de que la donación fuera para ayudar con los gastos de la nueva guardería, y me pareció bien», explicó Jesús Vicente al periódico Hoy.

En la escuela hay un texto que explica la historia del matrimonio: “Son dos hijos del municipio de Piornal, dos piornalegos que en su niñez pasaron por las penurias del fin de la Guerra Civil y de una economía de subsistencia típica de nuestro municipio. Ambos contrajeron matrimonio el 2 de mayo de 1957 -o sea, hace 62 años y tres días- y emprendieron una vida en común, una vida austera y de trabajo duro”, dice.

Facebook/Ayuntamiento de Piornal

Fue el mismo Jesús quien contó su historia, definiéndose como un “hombre de campo sin nada de estudios”, según consignó EFE. “No tengo herederos y quería ayudar a todos los niños del pueblo, a los que hay ahora y a los que nazcan”, comentó.

Facebook/Ayuntamiento de Piornal

Gracias a la donación del hombre se han podido comprar mobiliario, mejorar las calidades, afrontar gastos no cubiertos, y más. “Yo he hecho la donación con la mejor voluntad y de corazón”, dijo.