Alcaldía de ciudad española colaboró con vendedor ambulante de churros. Dieron un desayuno a caridad

Dice un dicho que si uno va por la carretera y ve un auto averiado, seguirá de largo. Pero si ve el mismo coche averiado con el dueño empujándolo, nos bajaremos a ayudar. Es una cosa de ver una acción de esfuerzo y ayuda lo que nos motiva a poner de nuestra parte. Ver a alguien esforzándonos nos llamará mucho más a prestar una mano, que ver un problema y tener que venir con la solución por nuestra propia voluntad. 

Pixabay – Imagen Referencial

Eso es lo que los buenos administradores públicos saben hacer, como lo demostró el ayuntamiento de la ciudad de Huércal de Almería, de España

Pixabay – Imagen Referencial

En un acto de caridad por partida doble, los administradores públicos de la ciudad española prestaron sus recursos, así como su capacidad de avisaje y su apoyo logístico, para crear una actividad de caridad muy particular a la que invitaron a participar a sus vecinos. Se trata de un exquisito desayuno repleto de churros y chocolate caliente. 

Para hacerlo de manera más efectiva, contrataron a un carrito de churros famosos en la ciudad.

Pixabay – Imagen Referencial

Su acto es de lo más encomendable, en cuanto no hicieron lo que haría cualquier otro ayuntamiento en su lugar, dígase, contratar a banqueteros profesionales, quienes se encargarían de preparar la comida, tenerla lista y servirla de manera profesional. Al contrario, contratando al carrito ‘Mi Niña Roció’ le entregaron una valiosa oportunidad de trabajo a trabajadores de la ciudad que no cuentan con los recursos para avisarse y llegar a nuevos públicos. 

Que esta ayuda a los vendedores locales fuera además de la mano de un acto de caridad con exquisitos churros y chocolate caliente, lo hace aun más admirable.

“Queríamos agradecer la especial sensibilidad y buen hacer la churrería ambulante ‘Mi niña Rocío’ y el inquebrantable compromiso social del Ayuntamiento de Huércal de Almería”

–Julia Navarro, gobernanta de Aspapros, para Diario de Almería

Diario de Almeria

Los municipios españoles han sido celebrados en varias ocasiones por sus notables acciones de caridad, que además consiguen darle algo de apoyo monetario y laboral a las empresas locales. En el caso del carrito de churros ‘Mi Niña Rocío’, estamos seguros que las ventas subirán ahora que recibieron el apoyo oficial del ayuntamiento de su ciudad. 

Pixabay – Imagen Referencial

Y para quienes disfrutaron del evento, no se nos ocurre algo más dulce que asistir a la plaza dela ciudad y toparnos con un par de churros recién hechos junto con un delicioso chocolate caliente.