fbpx

9 cachorros recién nacidos serán entrenados por Policía de Manchester. Son los oficiales más guapos

¿Estamos de acuerdo en que lo más lindo de la policía son sus perritos, cierto? Perfecto, una vez aclarado eso, les contaremos que la Unidad Canina de la Policía del Gran Manchester (Inglaterra) recibió a un grupo de miembros nuevos en su escuadrón: una camada de 9 maravillosos cachorritos pastor alemán, de los cuales 5 son hembras y el resto machos.

Greater Manchester Police

Estos peluditos, hijos de los orgullosos Sally y Mati, serán entrenados para convertirse oficialmente en perros policiales. Hoy ya tienen ocho semanas de vida y están recibiendo sus inyecciones para crecer fuertes y sanos, listos para cumplir su labor.

«Los cachorritos nacieron el viernes 13 [de septiembre], lo que podría ser mala suerte para algunos, pero no para nosotros. Aún no tienen nombre, pero una vez que estén en su hogar definitivo, sus entrenadores los bautizarán y comenzarán a entrenarlos. Son muy traviesos y parecidos entre sí, les gusta morder las bastas de los pantalones y los cordones de los zapatos, además de ser muy cariñosos con los visitantes».

Inspector Jason Wright, de la Unidad Canina de la Policía del Gran Manchester, a Metro

Greater Manchester Police

La primera parte del entrenamiento de estos pequeños consiste básicamente en jugar a «tirar la cuerda» con un trapo para desarrollar su musculatura y su capacidad de concentración; este es sólo el comienzo de un proceso que los tendrá acorralando y atrapando a los delincuentes en unos pocos años más.

Mercury Press

Además los cachorros, que llegaron a la Unidad cinco semanas después de nacer, serán llevados a distintos lugares como el aeropuerto, los terminales de autobús y otros sectores de ese estilo, para que se acostumbren a rodearse de gente y grandes estructuras. La idea es que se conviertan en lo que se conoce como «perros de propósito general».

Greater Manchester Police

«Es importante que los perros empiecen a socializar desde el primer minuto, para que no se perturben cuando estén en público. Como perros de propósito general, esta camada tendrá que lidiar con desórdenes de gran escala y control de masas en contextos como un partido de fútbol, por ejemplo, además de poder identificar a delincuentes (…) queremos entrenarlos para convertirlos en perros audaces, confiados y socialmente aceptables para que puedan cumplir una importante labor».

Inspector Jason Wright, de la Unidad Canina de la Policía del Gran Manchester, a Metro

Greater Manchester Police

¡Le deseamos lo mejor a estos peludos en su carrera policial! Y esperamos que, independiente de la seriedad de su trabajo, también se dejen rascar la barriga y acariciar como perros que son.